Contra viento y pandemia

Tiempo de lectura
1 minuto
Leido hasta ahora

Contra viento y pandemia

Publicado en:

A pesar de todo, 2020 no fue un año perdido para la Sala Camacuá.

Los aforos restrictivos de las salas de espectáculos se constituyeron en una gran limitante para las actividades artísticas y Sala Camacuá no escapó este año a esa regla general. De su capacidad máxima de 250 localidades se vio obligada a utilizar solamente 74, un número que hacía inviable mantener una programación continuada como la de los años anteriores.

A pesar de los pesares, Guillermo Pastor —responsable de la sala— entregó a Portal AEBU unos números que hablan de resistencia y resiliencia. Ante estas condicionantes tan duras Sala Camacuá terminó el año con 35 shows en total y 32 de ellos se realizaron durante la  pandemia. Más de 2000 espectadores pasaron por la sala en estos espectáculos y el secreto del éxito radicó en que AEBU resolvió que las recaudaciones íntegras fueran entregadas a los músicos, para que ellos pudieran mantener el contacto con su público, explicó Pastor.  

Las muestras de la Udelar y HIT de la Música, también realizadas en Sala Camacuá, sumaron 350 espectadores más con lo cual llegamos a un total de 2.350 personas que pasaron por la sala.

Pastor también resaltó que la sala de AEBU también funcionó como plataforma de algunos de los eventos allí realizados y como ejemplo citó el conversatorio «A 40 años del plebiscito de 1980», que acumuló 1160 vistas en YouTube. «Un año que amanecía bien en marzo se cayó», reflexionó, «pero no quedamos tan mal parados».