Movilización rindió frutos en administradoras

Tiempo de lectura
3 minutos
Leido hasta ahora

Movilización rindió frutos en administradoras

Publicado en:

En junio pasado, cuando vencía el convenio de las administradoras de crédito, el Ministerio de Trabajo convocó a AEBU para empezar las negociaciones con los trabajadores de ese ámbito. 

José Iglesias, presidente del Consejo del Sector Financiero Privado, describió en Radio Camacuá un extenso trayecto de movilización y negociación que finalizó con la concreción de varios convenios en el ámbito de las empresas comúnmente conocidas como financieras.

Al comienzo «la movilización de AEBU tenía dos ejes: uno era lograr acuerdos en los consejos de salarios que teníamos abiertos, tanto en las transportadoras como en las administradoras de crédito, y otro eje era la defensa de los consejos de salarios para que mantuvieran sus características, como el hecho, por ejemplo, de que todos los aumentos fueran generalizados hacia todos los trabajadores». 

Al final «llegamos través de la movilización y la negociación a un acuerdo de cinco años con aumento de salario real en todo el período, en tanto la economía crezca. El primer aumento, con vigencia a partir del 1 de julio de 2019, ya incluye crecimiento del salario real. Porque la economía en el período 1 de julio 2018 – 30 de junio de 2019 creció. Una parte de ese crecimiento fue a parar a la mesa de los trabajadores». 

De regreso a junio pasado se refirió a la estrategia de partida: «Discutíamos con las administradoras de crédito el hecho de que ellas habían tenido un aumento interesante de su actividad. Que ese aumento, producto del crecimiento de la economía, había significado mayores ganancias y que este de alguna manera tenía que ir hacia los trabajadores. Sobre este punto ellos nos planteaban que no todas las empresas eran iguales; que el sector de las administradoras era heterogéneo porque hay empresas con distintas características y, así como algunas ganan mucho, hay otras que no ganan tanto. Por eso, en los convenios bipartitos entendimos que era necesario avanzar en beneficios que signifiquen para la gente registrar esa diferencia que hay en las grandes empresas, en las cuales efectivamente hay mayores ganancias».

Vuelto a la actualidad se refirió al cierre de dos convenios muy importantes, uno en Crédito de la Casa y otro en Creditel. «Los dos tienen una característica similar: significan un salto cualitativo y cuantitativo respecto a los beneficios que teníamos hasta ahora».

La movilización fue la clave

Para llegar a estos convenios «lo que más influyó fue la movilización del sindicato desde que se arrancó la discusión en los consejos de salarios porque, desde el principio, iniciamos un plan de movilización muy grande que implicó un esfuerzo muy importante del sindicato en su conjunto, de todo el sector financiero privado. Recorrimos todos los barrios de Montevideo para todas las empresas y explicamos cuál era la situación de las administradoras de crédito y de sus trabajadores, que son fundamentalmente trabajadoras con hijos y jefas de hogar. (Una realidad sociológica que vale la pena resaltar). Y así como recorrimos todos lo barios de Montevideo hicimos también recorridas por todo el interior; por Salto, Paysandú, Colonia, Maldonado, donde tratamos de empezar a conversar con el conjunto de los compañeros sobre el camino a seguir, tanto en los consejos de salarios como en los convenios que se nos iban a abrir una vez cerrado el consejo de salarios». 

Un punto destacado por el consejero fue que en todas las movilizaciones se contó con la participación del conjunto del sector financiero privado. «Acá pararon los bancarios para que los compañeros de las administradoras de crédito tuvieran posibilidades. Y esto tiene una especial significación porque hoy los que se está discutiendo son convenios bipartitos que responden a empresas que están en grupos económicos pertenecientes a los bancos». 

Beneficios a destacar

Iglesias también mencionó que tanto el convenio de Creditel como el de Crédito de la Casa tienen «particularidades importantes». Al respecto señaló: «En ellos hay un crecimiento significativo de algunos beneficios que ya los habíamos incluido en la etapa anterior, pero resalto el tema de la partida de salud que ahora abarca al grupo familiar, y que en las dos empresas va a tener un crecimiento a todo lo largo de los cinco años del período». También mencionó el aumento de los quebrantos de caja que se duplican al fin del período, con aumentos tanto por inflación como de carácter real. Para el final el dirigente reservó una novedad: «Los trabajadores de estas empresas estarán cobrando algo que no tenían: un salario vacacional extra, además del legal, lo que representa un beneficio económico importante». 


Escuchar entrevista en Radio Camacuá